Los efectos de los aguaceros provocaron el desplazamiento de 9,210 personas a casas de familiares y daños en 1,842 viviendas, 14 de ellas destruidas, así como 57 comunidades incomunicadas.

Así lo detalla el más reciente boletín del Centro de Operaciones de Emergencias (COE), que contabiliza 728 personas rescatadas y 67 acueductos, 23 carreteras y 13 puentes afectados.

Aunque con menor intensidad, debido al alejamiento de una vaguada, los aguaceros continuarán en gran parte del territorio nacional durante este mes de mayo.

“Tenemos una vaguada que hace varios días está orientada este- oeste al norte nuestro y va a seguir aportando humedad para que se mantengan las lluvias. Hay mucha inestabilidad en la masa de aire, y por eso las lluvias que se siguen registrando”, explicó la directora de la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet), Gloria Ceballos.

La funcionaria precisó que los mayores valores acumulados de lluvias se han registrado en la Cordillera Central y la región Noreste, específicamente en las provincias María Trinidad Sánchez, Duarte, Samaná, Monte Plata, Sánchez Ramírez, Monseñor Nouel, La Vega, San Juan y la parte sur de Santiago.

Mientras, el COE mantiene a las provincias Duarte, La Vega, Sánchez Ramírez y San Cristóbal en alerta roja, ante posibles inundaciones y desbordamientos de ríos, arroyos o cañadas. El organismo tiene en alerta amarilla al Gran Santo Domingo y las provincias Barahona, Monte Plata, Monseñor Nouel, San José de Ocoa, María Trinidad Sánchez, El Seibo, Samaná, La Altagracia, Hato Mayor, San Pedro de Macorís y Espaillat.

En alerta verde están las provincias Elías Piña, Dajabón, Peravia, Puerto Plata, Azua, La Romana, Santiago, Hermanas Mirabal, Montecristi y San Juan.

 

 

Fuente: diariolibre.com

Dejanos tu comentario