El Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (Indotel) cerró en Santiago, Jánico, San José de Las Matas y Licey cuatro emisoras que operaban sin autorización legal, con lo que se eleva a unas once las radiodifusoras clausuradas e incautados sus equipos en la región del Cibao.

 En tanto, el presidente del órgano regulador, José Del Castillo ratificó el cierre de las emisoras en la zona de Santiago al ser entrevistado en el programa El Gobierno de la Mañana que se produjo desde el pabellón del Indotel en la XX Feria Internacional del Libro 2017, donde insistió, asimismo, que cerrará las 70 estaciones identificadas que operan ilegalmente en distintas zonas del país, sin importar quienes sean sus propietarios.

Los inspectores del Indotel, acompañados de miembros del Ministerio Público, intervinieron y clausuraron las emisoras 93.5 FM, propiedad de Rafael Vaudelio Espinal, ubicada en la avenida Las Carreras esquina San Luis de Santiago y la 102.9 FM (La Janiquera), de Jánico.

 También, la 90.7 FM (Jesús y María), de la calle Ramón Domingo Suárez de San José de Las Matas,  y la 85.5 FM (Liceydiana), que operaba en la carretera Duarte número 81, en el segundo nivel del edificio Yordi Comercial, del municipio de Licey.

 El supervisor general de la Unidad de seguridad del Indotel, Wendy Joaquín Arias Vásquez, coronel paracaidista de la Fuerza Aérea, informó que en el operativo en el que participó además un equipo de ingenieros de la Gerencia Técnica, del departamento de Inspección y representantes del ministerio público, se incautaron equipos de transmisión y cientos de pies de cable.

 Asimismo, se requisaron radios de enlace, consolas, excitadores, micrófonos, compresor de audio, amplificadores, antena penetradora y pies de línea transmisora.

 

70 emisoras ilegales

 En ese tenor el presidente del Indotel advirtió que esta institución no desmayará hasta completar el cierre de las emisoras ilegales, sin importar quienes sean sus propietarios, sean funcionarios, legisladores o políticos.

 “Cuando llegamos a la institución encontramos más de 70 emisoras identificadas operando de manera ilegal a nivel nacional, sin ningún tipo de licencia, sin ningún tipo de control”, expresó.

 Dijo que, además, la operación de estas emisoras afecta la transmisión de aquellas que cumplen con la regulación, que tienen su concesión, que pagan sus impuestos, mientras las ilegales depredan el mercado de lo que implica la informalidad en término comercial.

 “Yo tengo una responsabilidad, el Consejo Directivo y empleados del Indotel de hacer cumplir la ley; si nos hacemos de la vista gorda o no garantizamos su cumplimiento, lo que está comprometido a parte del buen nombre o de la valoración de una gestión y demás, es la responsabilidad personal en términos penales y patrimoniales del funcionario público”, enfatizó.

Fuente: almomento.net

Dejanos tu comentario